Ciempiés gigantes. Escolopendras

escalopendra cienpies gigante  Ciempiés gigantes. Escolopendras

Clasificación del cienpies gigante:

Família: Scolopendridae
Orden: Scolopendrida
Clase: Miriápodos

Distribución:

La distribución de estos animales es muy amplia, ocupando todas las regiones tropicales y subtropicales del planeta e incluso podemos encontrar especies en países más fríos dentro de los 5 continentes, pero es en las selvas tropicales donde encontramos un mayor número de especies concentradas.

Descripción y hábitat de la escalopendra:

Dentro de las aproximadamente 400 especies diferentes de estos animales, observamos unas diferencias físicas notables sea por tamaños o por coloridos, son en la mayoría de los casos ciempiés muy robustos que pese a su nombre solo tienen de 21 a 23 pares de patas generalmente, su coloración es muy llamativa en algunos ejemplares, pudiendo ser azules, rojos, amarillentos, naranjas o verdes y en ocasiones combinaciones de diferentes colores que hacen de estos animales unos vistosos moradores de la noche, su tamaño puede ser pequeño de unos pocos centímetros, pero la mayoría e los disponibles en los comercios suelen sobrepasar los 18 centímetros, no siendo extraño encontrar ejemplares de subspinipes mayores de 22 aunque la grande es la Scolopendra gigantea que puede pasar de los 30.

Son animalillos extremadamente irascibles y agresivos y no dudan en amenazar e incluso atacar si se sienten molestados, amenazan con sus largas patas traseras y hasta no hace mucho se creía que estas eran el mecanismo con el que inyectaban el veneno en sus victimas, pero realmente son las mandíbulas o forcípulas las encargadas de ese trabajo, son de movimientos rapidísimos y pueden desplazarse de manera vertical solamente caminando con las ultimas 6 u 8 patas. Son rápidos y fulminantes depredadores para todo tipo de presas de un tamaño muy variable, desde un simple grillo a ratones, pero es curioso que una de sus presas favoritas sean los escorpiones pues en muchos casos se exponen a una picadura de unas toxinas mucho mas potentes y letales que las suyas, pero es de suponer que estos ciempiés sacan el máximo partido de su velocidad y de poseer tantas patas para inmovilizar a las presas.

cienpies escalopendra  Ciempiés gigantes. Escolopendras
Viven en zonas de unas temperaturas diurnas de entre los 24 a los 32ºC las especies mas selváticas pero en zonas mas áridas estas temperaturas suelen estar rondando los 40 o 44 ºC así mismo, las humedades son elevadas sobre el 80% en selvas y en las zonas mas calidas o secas buscan lugares donde esconderse durante el día y que conserven humedad para no morir por deshidratación, cosa muy frecuente y rápida si se exponen a altas temperaturas diurnas, es por esto que su actividad es mucho mayor en horas nocturnas cuando las condiciones mas frescas les son favorables para desempeñar sus funciones , durante el día se esconden en lugares oscuros y húmedos donde pasan inadvertidas a presas y predadores, escondidas en oquedades de las piedras o troncos o entre la hojarasca del suelo, normalmente son terrestres pero son muy hábiles trepadores y se desplazan con suma facilidad en paredes verticales.

Los ejemplares mas grandes y llamativos pueden encontrarse en países del centro y sur del continente americano, en zonas tropicales de Africa y en las selvas del continente asiático, aquí en Europa como especie mas representativa tenemos la scolopendra cingulata, presente en los países del área mediterránea y con un tamaño aunque grande para los no muy familiarizados, discreta en comparación con las especies de mayor tamaño de los trópicos.

Mantenimiento de la escolopendra:

Son animales tímidos mientras el terrario este iluminado, pero en horas nocturnas son incansables exploradores que recorrerán todos los recodos de la decoración en busca de un lugar por donde escapar, cosa que si no se tiene un terrario a prueba de fugas es muy fácil que consigan pues se escabullen por lugares diminutos o rompiendo las rejillas que sean demasiado finas o blandas, son de todas maneras interesantes y fascinantes por sus movimientos y comportamiento en general, lo aburrido que podría resultar el casi ni verlo durante el día, lo olvidamos cuando les vemos en acción por las noches, ya que su voraz apetito hace que en el momento en que detectan una posible presa se abalanzan sobre esta de forma fulminante y su actividad por explorar y escapar nos muestra un ser curioso en todos los aspectos.

En cuestión de manipulación es recomendable decir que es ciertamente difícil controlar los movimientos casi eléctricos de estos nerviosos animales, es conveniente tener cuidado pues su veneno se compone de sustancias mayormente neurotoxicas de potencia moderada para los humanos, lo cual quiere decir que ocasionalmente pueden existir algunas complicaciones en caso de picadura, pero por fortuna son síntomas generalmente leves y no hay casos documentados de muertes por incidentes con estos ciempiés aunque se citan complicaciones mas serias en niños por picaduras de scolopendra gigantea de Suramérica, otras especies como las subspinipes, viridicornis o galapagoensis podrían resultar algo peligrosas por sus tamaño y cantidad de ponzoña inoculada.

Su comercialización aun es muy minoritaria dado el desconocimiento hacia estos animales pero poco a poco las especies que podemos encontrar son mas numerosas y en ocasiones verdaderas rarezas zoológicas a unos precios realmente asequibles.

cienpies  Ciempiés gigantes. Escolopendras

Instalación para el ciempiés gigante:

Como siempre soy partidario de los grandes espacios, pero un terrario de unas dimensiones aproximadas a 50 x 35 x 40 cm es ya suficiente para mantener un ejemplar adulto, y digo uno por que estos animales son muy caníbales y no suelen tolerarse entre ellos, el terrario será de apertura superior pues dado que son animales rápidos se podrían escapar en un descuido o por tareas de mantenimiento y limpieza, será un terrario muy ventilado pero sigo insistiendo en el cuidado por las fugas así que nos aseguraremos de que le sea imposible salir o llegar por los orificios de ventilación. La iluminación será con un espectro de luz normal sin que sean ultravioletas o infrarrojos pues como ya sabemos son animales nocturnos.

La calefacción del terrario es fácil de conseguir y con un simple cable calefactor y un termómetro controlaremos que esta se sitúe entre los 24 o 28 ºC y la humedad por mediación de pulverizar agua sobre las superficies y mantener el sustrato siempre humedecido, la situaremos entorno al 70 u 80% pero nunca ha de inundarse el terrario. Un buen sustrato es la turba vegetal y como decoración unas cortezas o piedras y troncos que puedan facilitar un escondite al ciempiés y si no procuraremos un sustrato mezclado con trocitos de madera y de varios centímetros de espesor para que nuestra mascota pueda construirse una madriguera.

¿Que come una escolopendra?

Se alimentan casi de cualquier organismo que puedan manejar y no dudan en atacar aquello que detecten por sus vibraciones en sus proximidades, los insectos son su alimento principal, pero los pequeños vertebrados que se pongan a su alcance corren serio peligro y no es de extrañar que algunos ejemplares se alimenten normalmente de ratones adultos, su apetito no parece tener fin pero una vez saciados pueden pasar días sin aceptar mas alimentos, de todas maneras no es recomendable la excesiva acumulación de presas en el recipiente ya que pueden convertirse en una amenaza ocasional para nuestra mascota e incluso pueden ocasionar desperfectos en la instalación. Su manera de comer es simple, se abalanza sobre la presa la abraza y la inmoviliza, rápidamente la envenena con sus mandíbulas y seguidamente la devora sin vacilaciones.

Reproducción del cienpiés escalopendra:

Es algo complicado pues ya lo es la diferenciación de los sexos, las hembras suelen ser algo mayores pero no es posible determinar un tamaño fijo para cada uno de los sexos así que un macho adulto podría ser ocasionalmente mas grande que algunas hembras ya adultas, pero el dato mas notable podría ser una mayor longitud en las patas del macho pero aun así muy poco apreciable. El macho corteja a la hembra con movimientos rítmicos y después deposita un espermatoforo que será recogido por la hembra, tres o cuatro semanas después la hembra depositara unos pocos huevos de 10 a 50 aproximadamente y no los abandonara hasta su eclosión un mes mas tarde, las crías son diminutas y muy sensibles a la deshidratación y se mantienen por separado para que no se maten entre ellas.

Curiosidades:

Son animales longevos pudiendo llegar a los 12 años si su mantenimiento es optimo, para muchas personas resultan animales particularmente aprensivos por sus rápidos movimientos en apariencia descontrolados y ciertamente es lo que parece pues dada su alta velocidad de movimientos es difícil ver algún detalle en algunos momentos como es la captura de presas de tamaño considerable.

Videos de escolopendras

Mejores marcas de productos para mascotas

Ahora gastos de envío gratis en todos los pedidos en Tienda Mundo Animal.



Encuentra más productos en nuestra tienda



También te puede interesar:

  1. Substratos en el terrario para un reptil El suelo del terrario de un reptil se puede acondicionar...
  2. Serpiente Pitón Reticulada (Python reticulatus) Este tipo de pitón supera a las anacondas en longitud...
  3. Alimentación de la tortuga de tierra Del mismo modo que ocurre con otros animales exóticos, la...
  4. Conducta de la iguana Las iguanas poseen un elaborado lenguaje corporal: balanceo de la...
  5. Tipos de calefacción para terrarios de reptiles Todos los reptiles necesitan una fuente externa de calor para...

¿Te ha gustado este artículo?

Apunta tu email y no te pierdas las novedades en Mundo Animal.



Submit your comment

Please enter your name

Your name is required

Please enter a valid email address

An email address is required

Please enter your message

Este sitio web usa cookies, puedes ver la politica de cookies aqui
Política de cookies